CONTRA LA PRECARIDAD, MUEVE POR TUS DERECHOS.

el . Publicado en Región de Murcia

En los últimos años la sociedad está sufriendo un ataque directo a derechos conseguidos con mucho esfuerzo y décadas de lucha, normalizando un sistema donde prima lo privado, donde los derechos son mercancía y quien necesita un derecho básico tiene que pagarlo.


Esta situación ha generado que la precariedad sea ya una constante en la vida de la mayoría social de la población, una precariedad sistémica en el estado social y de derecho en el que creíamos vivir, aunque podríamos decir, que ya es un estado privado, donde se han vendido los derechos y desprotegido a los ciudadanos en favor de empresas privadas.
Vivimos en un momento crucial en la defensa de los derechos de toda la sociedad. Es el momento de decidir el modelo de estado y de sociedad, un Estado social y feminista o un Estado privatizado y capitalizado por las empresas privadas, donde los derechos tienen un precio.
Somos conscientes que solo desde la movilización generaremos conciencia de la situación real que vive la gente y crearemos la unidad necesaria para que nuestras propuestas sean tenidas en cuenta.
Por todo ello, desde las Marchas de la Dignidad y Caminando nos movemos por nuestros derechos frente a la precariedad y exigimos que se respeten los derechos conseguidos que han sido y son pilar de una sociedad avanzada y democrática.
Comenzando por el derecho al trabajo y al sustento digno, para poder tener un plato de comida en la mesa y no tener que mendigar o depender de la caridad, un sistema de protección integral y unos servicios públicos de calidad.

 

Por ello, convocamos a la sociedad murciana, a la mayoría social trabajadora, a las organizaciones sindicales y sociales a salir a las calles de nuevo el día 23 de marzo, a las 18 horas, en la manifestación que saldrá desde la Glorieta de Murcia para MOVILIZARNOS POR NUESTROS DERECHOS Y DE LAS GENERACIONES FUTURAS.

¡Compártelo!

Submit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to TwitterSubmit to LinkedInenviar a meneame
Añade tus comentarios
  • No se encuentran comentarios